Comenzando.

El pasado domingo 31 de mayo llegamos a San Juan de Puerto Rico para desarrollar la segunda fase del proceso de investigación que SOLAR se ha propuesto realizar en esta residencia.

Esta ha sido una semana de ubicación y aclimatación, de toma de contacto y revisión del plan de trabajo de un mes en el que nos proponemos conocer y dialogar con las iniciativas que configuran el sector cultural independiente de Puerto Rico. Esta realidad empieza a dibujarse de una forma que dista de resultarnos ajena, con especificidades propias definidas por un contexto concreto que nos empeñamos en comprender y, a la vez, con muchos puntos de encuentro con el mismo sector en España, tanto en Madrid como en el entorno más cercano a SOLAR.

Hemos empezado a habitar el espacio que BetaLocal ha puesto a nuestra disposición en el cruce de las calles Luna y San Justo en el Viejo San Juan. Aquí compartimos lugar de trabajo con el equipo de la organización y con las diferentes y numerosas personas que colaboran y participan en sus iniciativas. Es un espacio dinámico y abierto, en el que se generan continuas oportunidades de diálogo y aprendizaje compartido, que confirman la cercanía en intereses y formas de operar que SOLAR había intuido desde la distancia.

Son las conversaciones informales y reuniones de trabajo mantenidas con los codirectores de BetaLocal las que nos permiten empezar a comprender el contexto en el que se insertan las diferentes iniciativas con las que ya hemos empezado a contactar con el fin de fijar los encuentros que nos llevarán a recorrer el municipio de San Juan y otras zonas de Puerto Rico a lo largo de las próximas semanas. En palabras de uno de los codirectores de BetaLocal, este listado de iniciativas refleja un momento concreto del sector, que responde al colapso de las instituciones. Nuestra intención es conocer de cerca estos proyectos, las personas que los gestionan, identificar modos de hacer y establecer conexiones con la intención de construir redes de colaboración.

Hemos empezado a tejer esa red con La Maraña, el primero de los colectivos puertorriqueños con el que hemos establecido una larga conversación. Se trata de una organización sin ánimo de lucro que se ha marcado como objetivo “la revitalización física de las ciudades a través del empoderamiento de iniciativas actuales que inciden en su espacio común”. Por tanto, nos abre la puerta a diferentes iniciativas que, como SOLAR, trabajan con el convencimiento de la  responsabilidad de la ciudadanía en la creación de espacio social.


Nuestro calendario de trabajo empieza a llenarse de más conversaciones como esta y de los eventos con los que las iniciativas de la escena cultural independiente de Puerto Rico desarrollan su actividad. Esperamos formar parte de todos los posibles durante nuestra corta, pero previsiblemente intensa, estancia en esta otra isla.

 

 

 

Este proyecto ha recibido el apoyo del programa CANARIAS CREA de CANARIAS CULTURA EN RED.